28 mayo 2009 Directores, Noticias

alex.jpg

Tal y como se venía rumoreando en los últimos días, el director Álex de la Iglesia ocupará la Presidencia de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de España. A pesar de que el nombramiento no se hará oficial hasta el próximo mes, el cineasta el único candidato que se ha presentado.

De la Iglesia se presenta como cabeza de su candidatura, en la que le acompañan la realizadora Icíar Bollaín y el director de producción Emilio Pina, que asumirán la vicepresidencia de la Academia. Al ser esta la única candidatura presentada, ya no se realizarán las elecciones, y directamente, el 21 de junio, Álex de la Iglesia será ratificado en la presidencia.

De esta forma, el director sustituirá a la controvertida Ángeles González-Sinde, que abandonó la Presidencia al ser nombrada como nueva Ministra de Cultura. Eduardo Campoy, que actualmente ocupa el cargo de presidente interino, y los vicepresidentes de Sinde, Enrique Urbizu y Manuel Gómez Pereira dejan sus puestos en la Academia a los nuevos integrantes.

De la Iglesia es uno de los cineastas que más alegrías han reportado al cine patrio, con títulos como El día de la bestia, La comunidad, o Los crímenes de Oxford. Actualmente se encuentra preparandu su nueva película, La marca amarilla, una adaptación del cómic de Edgard P. Jacobs, en la que contará con sendas estrellas televisivas como Hugh Laurie y Kiefer Sutherland como protagonistas.

Tal y como anunció el bilbaino en su programa, su principal objetivo como Presidente de la Academia será unir a “todos los que se fueron o están alejados de ella (los Almodóvar, Garci). Para alcanzar esta unidad intentará recuperar al público y a la prensa, y a “colaborar para que el cine español tenga la imagen que se merezca”. Pues sí no lo consigue él…

Vía | El País

También te puede interesar

Comentarios

1 comentario
  • Eneko Ruiz

    Al menos es un director con una mirada distinta a los “llorones” de siempre, me parece un tío con criterio y que además sabe hacer cine. Como bien dices, si no lo consigue él… la academia estará ciertamente gafada.

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 28 mayo 2009

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *