21 enero 2011 Acción, Drama, Opinión, Remake

karate kid

Cuando se anunció una nueva versión de Karate Kid, tuve muchas sensaciones contradictorias, por un lado me hizo recordar momentos de mi vida en los que la simple compra de un vídeo para poder ver películas como Karate Kid en VHS nos hacía muy felices y por otro la duda de que un nuevo remake pudiera hacerle justicia a la película original.

Mis recuerdos sobre Karate Kid de 1984 me trae a la memoria una anécdota que hizo que fuera una de las películas más importantes de mi adolescencia.

La insistencia de poder verla, me hizo caminar algunos kilómetros junto a mi hermano en busca de un videoclub para poder conseguirla, con tan mala suerte que cuando llegamos, no sólo estaba alquilada, si no que para sacarla teníamos que obtener la firma de alguno de nuestros padres. Al día siguiente no lo dudamos ni un momento y volvimos a caminar y caminar para llevar con orgullo la firma autorizada, pero como era la película más famosa del momento, de nuevo estaba alquilada. Según el dueño del videoclub, entraría esa misma tarde y ni cortos ni perezosos…nos sentamos en la puerta a esperar. Conseguimos la cinta y no recuerdo cuantas veces la pusimos aquel día, no nos importó cuantas horas estuvimos esperándola, aquel día era sólo para nosotros. Parece mentira cuantas cosas se hacen en la adolescencia, pero todo eso hizo que dejara un recuerdo muy grato en nuestra vida.

Ahora, con la nueva versión, estaba temerosa de que la imagen de mi Karate Kid de 1984 se viniera abajo, pero no fue así. No dudé ni un momento en ver la nueva The Karate Kid, me llamaba mucho la atención el reparto que tenía y sobre todo que uno de los grandes como es Will Smith, fuera el productor.

Cuando la vi, descubrí que me emocionó igual que la original, que me enganchó desde el primer momento y me quedé más impresionada aún cuando siendo la misma historia que la película de 1984, fue como si la hubiera visto por primera vez. Sus actores han demostrado su buen papel y el joven Jaden Smith sigue con éxito el camino de su padre.

En definitiva, que después de mucho pensar, no puedo quedarme con una versión de Karate Kid, así que tendré que quedarme con las dos.

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 21 enero 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *