11 enero 2012 Musical, Noticias

Pese a que los musicales estuvieron desaparecidos de la gran pantalla durante buena parte de las últimas décadas del siglo XX, de manera paulatina han retomado cierto poder (con éxitos y fracasos por el camino). Aunque nunca llegarán al impresionante número que se producían en la época dorada, al menos han logrado establecerse como un género bastante habitual en las salas. Por eso, no es extraño que Hollywood estudie una vez más la posibilidad de adaptar dos de los musicales más exitosos de Broadway al celuloide.

Será precisamente uno de los responsables de este resurgimiento del musical cinematográfico quien tome las riendas de una de las obras. En plena moda de los cuentos de hadas, Rob Marshall asumirá la dirección de Into the Woods, un clásico y enmarañado teatro del genio Stephen Sondheim (West Side Story, Swenney Todd). Al mismo tiempo, se anuncia que será el guionista John Logan (El Aviador) quien se encargue del libreto del más moderno Jersey Boys, sobre un grupo masculino pop lanzado a las listas de éxitos.

El estreno teatral de la primera se remonta a 1986, cuando Sondheim mostró por primera vez su versión del libro homónimo de James Lapine, con la diva Bernadette Peters como la malvada bruja. El libreto, que consiguió hacerse con varios Tonys, cruza varias historias echas famosas por los Hermanos Grimm desde el punto de vista de un panadero y su esposa. Al tiempo que se plantean la posibilidad de comenzar una familia, su historia se intricará con las de Rapunzel, Blancanieves, Caperucita Roja, Jack y La Bella Durmiente. La crisis parece haber empujado la necesidad del público de volver a creer en los cuentos más clásicos, por lo que éste puede ser el momento perfecto para llevar por fin este relato (más complicado de lo que aparenta) a la gran pantalla.

Todo es parte del plan de Rob Marshall que, tras haber dirigido la cuarta entrega de Piratas del Caribe, ha firmado con Disney un contrato de exclusividad de tres años. Una situación que da la oportunidad al director y coreógrafo de Chicago y Nine de enfrentarse a su proyecto soñado. Todo dependerá, probablemente, del éxito que obtengan las nuevas versiones de Blancanieves y de si la serie Once Upon a Time sigue pegando fuerte. Por el camino ya se quedaron antes Steven Spielberg o Sam Mendes, interesados en su producción durante un largo tiempo.

En otro orden de cosas, John Logan (que en su día adaptara al barbero diabólico de la Calle Fleet para Tim Burton) tomará las riendas de Jersey Boys para Columbia. Este musical estrenado en 2005 se ha convertido en uno de los más longevos del Broadway actual, al narrar la historia de superación de unos veinteañeros que se enfrentan a los problemas del éxito al vender 175 millones de copias de su primer álbum. El pluriempleado guionista, que este año ha estrenado La invención de Hugo y Coriolanus y se enfrenta ahora al nuevo Bond, deberá trasladar a la gran pantalla un libreto narrado con estructura documental.

Ambos proyectos se encuentran en sus primeros pasos, por lo que sus objetivos dependerán mucho de los resultados de Los Miserables y Rock of Ages, dos musicales opuestos que llegarán a la cartelera en 2012.

Vía | Deadline Hollywood | The Hollywood Reporter

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 11 enero 2012
  2. La película de la semana: Memorias de una geisha 3 noviembre 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *