6 mayo 2009 Ciencia-Ficción, Especiales, Opinión, Terror

saga Alien

Tras las últimas noticias acerca de una posible precuela de Alien, dirigida por Ridley Scott, es buen momento para repasar la saga. Puestos a elegir y con los DVDs en mano, escogí verla en versión original con subtítulos, después de tantos años tras el último visionado en español merece la pena ver las cuatro películas en su idioma originario. Y digo cuatro, porque las dos películas Alien VS Predator son un auténtico insulto a la inteligencia de cualquier espectador.

Quiero dejar claro que no trato aquí de hacer una crítica concienzuda como si se tratara de un estreno, y aviso que comentaré muchos datos del argumento. Es más como un pequeño homenaje para intentar debatir cual de las películas es la mejor de la saga. Comenzamos entonces este especial de cuatro artículos con la precursora y sin duda una de las mejores películas de terror/ciencia-ficción de la historia.

Alien, el octavo pasajero (1979)

Director: Ridley Scott

Guión: Dan O’Bannon, Ronald Shusett

Música: Jerry Goldsmith

Reparto: Tom Skerritt, Sigourney Weaver, Veronica Cartwright, Harry Dean Stanton, John Hurt, Ian Holm, Yaphet Kotto

Personalmente si tengo que elegir hoy mismo, tras haberlas visto todas de nuevo, me quedo sin duda con esta primera parte. Aunque he de admitir que la primera vez que vi la segunda, hace ya muchos años, me gusto más que esta.

Ridley Scott reunió a los mejores para dar forma a esta cinta, por un lado la indispensable aportación de Jerry Goldsmith para una banda sonora que hizo historia, por otro a H.R. Giger para el diseño artístico general y sobre todo para el aspecto de la criatura. El resultado es una escalofriante película de terror y suspense al límite, manteniendo el misterio hasta la parte final de la película.

saga Alien

Ningún espectador de la época habrá olvidado aquella escena de la enfermería con un plano contrapicado y en total silencio, mientras se puede escuchar la respiración de una tripulación en tensión que busca desesperadamente lo que tenía uno de sus compañeros en la cara.

Pero si alguna escena me hizo volver a contener la respiración es la inicial, una vez que entran en la nave que emite el supuesto SOS, vemos un entorno de una belleza visual inaudita. Me refiero a la del extraterrestre gigante sentando en una consola de mando, orificio estomacal incluido. Pero esto no es lo interesante, lo más impactante es el travelling a través de la sala, un trabajo de diez del genial Giger.

El reparto es muy interesante, Sigourney Weaver, que comienza como secundaria toma las riendas de una película que no sería tan genial sin su liderazgo. Es curioso, cuando en principio no quisieron personajes femeninos en el reparto,  la inclusión del personaje de Ripley en toda la saga cobra tanta importancia, que es imposible imaginar una película de Alien sin ella. Es irónico ver la escena donde la teniente intentar evitar la entrada de su compañero enfermo en la Nostromo, sabiendo ahora las penurias que le quedarían por pasar durante tres películas más.

(Continúa en el siguiente artículo del especial)

Enlace | Segunda parte del artículo

También te puede interesar

Comentarios

1 comentario
  • ASM

    Hay algo que siempre he querido saber y que no encuentro en ningún lado:
    Esto antes de prometheus claro:

    ¿Cómo se dieron cuenta de la existencia de ese “alien” y la nave extraterrestre en ese tiempo antes de enviar a la tripulación de la Nostromo?

    Ridley Scott mencionó que la idea de James Cameron en “Aliens” no era lo que tenía planeado, entonces:
    ¿Cómo era la vida de un alien según Ridley?
    ¿Que quería crear Ridley si hubiese un “alien 2” hecho por el?

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 6 mayo 2009
  2. La saga Alien (II): el misterio de Ridley Scott (continuación) 6 mayo 2009
  3. El final de Prometheus conectará con el argumento de Alien 8 noviembre 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *