12 octubre 2011 Acción, Noticias

Desde que la brillante El Espinazo del Diablo de Guillermo del Toro le abriese fronteras, Eduardo Noriega ha participado en varias producciones anglosajonas. Después de secundarios en Transsiberian, En el punto de mira y Blackthorn (del español Mateo Gil), su mayor reto le llegará en 2012, cuando se atreverá a enfrentarse a Arnold Schwarzenegger en Last Stand de Jee-Woon Kim.

El rodaje, que comenzará el 20 de octubre en la frontera del Estado de Nuevo Méjico, convertirá al cántabro en líder de un cártel de drogas llamado Cortez que trata de darse a la fuga con 400 millones de dólares. Un rol que hereda del Jordi Mollà de Dos Policías Rebeldes II y del Luis Tosar de Corrupción en Miami, y es que los españoles y los mejicanos somos hermanos para Hollywood.

El antiguo Governator, por su parte, sale de su retiro interpretativo para encarnar a un viejo alguacil que se ha convertido en la última línea de defensa contra el crimen de la frontera. Un argumento con aroma republicano que se ha equivocado de década.

Junto a ellos, estará Jaimie Alexander (Thor), como una atractiva policía a las órdenes del musculado defensor, que además se enamora de un personaje interpretado por Rodrigo Santoro (300). También en el elenco se encuentrán el secundario de lujo Peter Stormare, en la piel de un veterano de guerra y segundo al mando del villano español, y Zach Gilford.

Mientras espera el comienzo del rodaje, Schwarzenegger regresará al cine de la mano de Sylvester Stallone en Los Mercenarios 2. El rodaje, junto a Sly y Bruce Willis, ya está en marcha. Como podéis comprobar en esta primera fotografía del set colgada en su Twitter:

Vía | Collider

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 12 octubre 2011
  2. Homicidios ahora en la madrugada 16 octubre 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *