2 noviembre 2009 Festivales, Noticias, Opinión

doxology-640-x-360.jpg
Antes de comentar un poco lo que se ha vivido esta semana en la ciudad con motivo del Festival de Jóvenes Realizadores, quiero decir que por motivos de tiempo y horarios no me ha sido posible ir a todas las proyecciones que me hubiese gustado, pero si que he disfrutado mucho en todas las que he tenido oportunidad de estar. En estos días os comentaré un poco las sesiones finales del festival, así como el palmarés final y la crítica en primicia de La cinta blanca, la sensacional obra del austriaco Michael Haneke.

Antes de todo esto me gustaría reseñar la jornada de cortos documental-experimental del miércoles. Se proyectaron un total de nueve cortos, muy diferentes entre sí y de calidad distinta. Especial atención se merece el corto español de Inmaculada Jiménez Neira, La madre que los parió. La historia de una familia comentada por todos los hermanos, donde el dolor y el rencor hacia su padre y su madre se presenta de diferentes maneras y contado por sus protagonistas. Una historia dura tratada de manera seria y profunda.

Igualmente se merece especial atención el corto suizo La Boule D’or, un curioso y entrañable documental sobre unos jugadores jubilados de petanca de la ciudad de Lausana. Estos participan en un particular juego que consiste en seguir a un coreógrafo y crear una composición mezclando el juego y los movimientos de tiro de petanca. Mezclado con las propias confesiones de los protagonistas, el corto resulta un ejercicio hábil y creativo para una historia que aparentemente puede tener poco interés. Por último mencionar como curiosidad el corto Doxology protagonizado y realizado por Michael Langan, una pequeña y delirante historia contada con imágenes que se combinan entre sí para crear un relato loco y francamente divertido.

petanca-film-600-x-337.jpg

Poco más que decir de esta sesión, el resto de documentales que se proyectaron no consiguieron engancharme demasiado, pero he de decir que la creatividad y el tratamiento de alguno de ellos no es para desestimarlos. La sección la completaron el corto alemán Schneezeit, la obra holandesa Automat, prosper de ros, la británica Cobra Mist, DIY también llegada de los Países Bajos, la belga Strangers y otra obra alemana, Reise Zum Wald, con esta se cerró la sesión para dar paso a los largometrajes.

Hablando de estos largometrajes no tuve la oportunidad de ver una de las triunfadoras del festival, la húngara Made in Hungaria, dirigida por Gegerly Fonyö, que ha sido muy comentada y se ha hecho con el premio de mejor largometraje compartido con 1 el film de Peter Sparrow.

En estos días comentaremos un poco más el resto de cortos que pudimos ver en las salas del festival.

Imágenes l Doxology y La Boule D’or

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 2 noviembre 2009

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *