31 marzo 2010 Noticias

gafas-dolby-3d1.jpg

Hace meses que se habla en Hollywood más de tecnología que del propio cine. Las tres dimensiones parecen que por fin han despegado, pero aun tiene mucho margen de mejora y no todos están contentos con ella por igual. De todas formas es normal, cuando comenzó el cine sonoro, por ejemplo, la gente pensaba que no necesitaban oír a los actores, que era algo innecesario.

El tiempo dirá si el 3D tiene un auténtico futuro, pero desde ya, ha comenzado a influir en los consumidores en múltiples formas. Además se trata del primer cambio que nos afecta activamente, porque por ahora necesitamos gafas para poder disfrutar de estos avances. Vía Gizig nos enteramos de las recomendaciones de la OCU sobre el uso de gafas 3D.

Aunque algunas recomendaciones son demasiado obvias, otras son muy útiles sobre todo para los padres que llevan a los más pequeños a ver películas animadas en 3D. Según los especialistas los niños por debajo de los seis años deben evitar el uso de estas gafas, por no tener aun desarrollada la visión binocular. Otra recomendación, en esta ocasión para todas las edades, es descansar la vista si te sientes agotado, sobre todo en películas largas.

La OCU sobre todo incide en el tema de la higiene, recomendando no usar las mismas gafas que antes han usado otros espectadores para evitar contagios. Aunque en este apartado creo que se lían un poco, primero recomiendan el uso de gafas desechables, las cuales ofrecen un rendimiento muy mediocre, pero luego se retractan pues perjudicaría al medio ambiente. Así que la solución que proponen, es que cada uno lleve sus propias gafas al cine, pero no piensan tampoco en el coste prohibitivo que tienen unas Dolby 3D, por ejemplo.

Más información | OCU

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 31 marzo 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *